sábado, 5 de diciembre de 2009

Para enamorarse hay que pensar de quien, hay que ver tus propios gustos, no lo que puedes llegar a obtener. El amor tiene vueltas y más vueltas, en las cuales se encuentran un Si y un NO. Hay que pensar. ¿Será cierto que me ama?, ¿no me va a defraudar?, luego de esas vueltas tomas esa decisión junto a esas personas que quieres demasiado. Cuando tomas la decisión negativa, luego te arrepientes, entonces tomas la positiva, que luego te defrauda. ¿Cuál es peor? ¿defraudarse o arrepentirse? en la dos te sentís mal, en una rápido, y en la otra tardás un tiempo en encontrarla. Este es el amor, en el que hay que tomar decisiones, y es difícil tomar la correcta, cuando lo haces te pones feliz, cuando te equivocás te deprimes para luego escuchar esas canciones que te hacen sentir peor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario